Microcemento

Como firma especializada en soluciones para revestir empresas, hogares, comercios, oficinas y hasta plantas industriales, no podíamos dejar de ofrecer uno de los productos que se han puesto de moda para aplicar en suelos y pisos: microcemento.

Junto con polímeros de alta performance o resinas epoxi según el caso, este producto (conocido también como mortero cementicio) ofrece un acabado ideal a un precio totalmente sensato y, lo que es tal vez más importante, sin tener que soportar prolongados procesos de obra en los hogares, empresas u oficinas.

El microcemento se conforma con una mezcla de polímeros o epoxi, materiales áridos, aditivos y cemento Portland, dando lugar a una capa delgada en lo que refiere al espesor, de entre 1 y 5 milímetros.

Su aplicación sigue siendo relativamente artesanal, en el sentido de que requiere el empleo de llana; esto por otro lado la dota de un particular veteado en la superficie, que completa el acabado ideal de este producto. A su vez reviste los suelos de manera continua sin requerir juntas. Por lo demás, el arco cromático que presenta el microcemento es generoso, al igual que sus variantes actuales en términos de diseños.

Ya sea por su notable resistencia mecánica y también por su potente adherencia a todos los soportes, últimamente la venta de microcemento se disparó. Y hoy el uso de este material se presenta como una moda prácticamente imparable, que compite palmo a palmo con la que se generó a partir del boom del micropiso o porcelanato líquido.

Comprar Microcemento

Para comprar microcemento en Buenos Aires o en cualquier parte de Argentina, usted puede recurrir sin dudas a quien será su próximo socio en el rubro: Arquimac. Tanto a escala mayorista como a nivel minorista, ofrecemos este material para revestimientos en condiciones incomparables y con una óptima apoyatura tanto de preventa como postventa.

Como dijimos, el microcemento es boom en Argentina. Por su condición cementicia, ofrece una coloración natural grisácea, y viene con una amplia variantes de colores.

Este producto adhiere mejor en soportes lisos y no necesita juntas. En algunos casos, requiere aplicar previamente una imprimación o primer. El producto tiene las ventajas de que gracias a la tecnología de punta y excelentes materias primas utilizadas no se raja, fisura ni quiebra.

El boom del microcemento en aplicaciones a nivel de pisos en Capital Federal no impide que en muchos casos la gente, antes de optar por un revestimiento para pisos, pregunte por la conveniencia de aplicar microcemento o pintura epoxi.

Las comparaciones demuestran que tanto el microcemento como los pintura epoxi son excelentes alternativas para revestir y recubrir pisos, y que en todo caso la diferencia entre aplicar microcemento y pintura epoxi pasa a veces por detalles que refieren al lugar propiamente dicho, las posibilidades en cuanto a la ejecución del trabajo y, naturalmente, el precio del producto al momento de cotizar. Cuando nos consultan, desde Arquimac favorecemos la aplicación de cualquiera de estas dos alternativas: la orientación por microcemento o pisos epoxi dependerá en definitiva de un exhaustivo análisis del proyecto concreto, cosa que usted podrá hacer con nuestros expertos asesores, que le detallarán los beneficios de uno y otro.

Venta de Microcemento

Otra característica a destacar del microcemento es su rápida aplicación, ya que dentro de las 24 a 48hs es posible transitar encima de él (y lo mejor: su mantenimiento solo requiere pasar un trapo húmedo).

Tal vez, una de las pocas desventajas registrables de este autonivelante cementicio radique en que requiere de sustratos duros, ya que podría dar lugar a pequeñas fisuras del revestimiento para pisos.

La venta de microcemento se ve potenciada por el hecho de que este revestimiento para pisos no exige quitar la plataforma subyacente, lo cual lo convierte en una opción barata y práctica. Por ello, cuando se piensa en renovar un hogar sin tener que pasar por tortuosas obras, la gente se orienta cada vez más por comprar cemento alisado, microcemento o micropisos. ¡Contáctenos!